La FEDH prescinde de Javier Raya para el equipo del mundial

Aunque sí competirá, la semana que viene, en la Challenge Cup

 

Madrid, 15 de Febrero de 2013 – Como algunos de nuestros avezados lectores habrán deducido, la no incorporación de Javier Raya al equipo español para el mundial pre-olímpico de London (Canadá) era, desde hace semanas, mucho más que un rumor. Aunque en los corrillos se daba por sentado, a las 17 horas de esta tarde, el Departamento de Prensa de la Federación Española de Deportes de Hielo hacía llegar un comunicado que, bajo el título “La FEDH enviará un equipo de cuatro patinadores al Campeonato del Mundo de patinaje London 2013”, rezaba lo siguiente:

 

“Finalmente, la FEDH ha descartado la segunda plaza de un patinador masculino por una decisión técnica después de estudiar la situación de los dos deportistas clasificados (Javier Raya y Javier Fernández) y las posibilidades de clasificación para los Juegos Olímpicos. Además, el propio Raya tiene desde hace algunas semanas unas molestias por una sobrecarga que le impedirían participar a pleno rendimiento en una competición del máximo nivel”.

 

Y es que, como comentábamos en el reportaje “¿Jugará España la baza única de Javier Fernández en el mundial?” publicado pasado el 4 de febrero, la no presencia Raya, hacía más factible las ansiadas dos plazas para los Juegos Olímpicos de Sochi 2014.

 

La decisión, que ha sido tomada conjuntamente por los entrenadores de Javier Raya y la Federación, se hacía pública, tras informar oficialmente este mañana a los afectados (Raya y Fernández) de la resolución definitiva. Era algo que había que solventar de manera inminente pues, el próximo lunes, la Federación Internacional de Patinaje (ISU) hará pública la lista de los participantes para el mundial.

 

 

El porqué de esa decisión

 

En primer lugar, aclarar que se trata de una decisión que, aunque moralmente puede ser cuestionable, técnicamente es factible. De hecho, ya Italia la usó en categoría femenina. Hay que decir que la Federación Española ha informado a la ISU de los motivos reales, lo que demuestra mucha transparencia por su parte, pues lo más fácil hubiera sido aducir una lesión que, de facto padece en el coxis, pero que, como explicaremos más adelante, no es de gran relevancia, pues no le impedirá estar la semana que viene en La Haya.

 

El 90% de decisión se toma basándose en la aplicación de la norma 378 del código de la ISU que reglamenta las plazas en Campeonatos del Mundo y Juegos Olímpicos. Como se puede leer en este artículo: “En caso de tener dos patinadores, para mantener ambas plazas, es necesario que ambos competidores sumen 28 puntos o menos / En caso de tener sólo uno, para lograr dos plazas, éste debe obtener 10 puntos o menos”.

 

¿Cómo se obtienen los puntos?

 

Al no haber rondas, como el año pasado, todos los competidores harán programa corto y, los 24 mejores, pasarán al libre. Todos aquellos que no lleguen a la final, recibirán 18 puntos. Si el patinador llega a la final y queda el entre los puestos 16º y 24º, tendrá 16 puntos. Si quedase entre los puestos 1º y 15º, obtendría el número de puntos igual a su posición.

 

En el caso español:

 

Si Javier Fernández y compite solo y queda entre los diez primeros, cosa más que factible, España tendría dos plazas para los Juegos Olímpicos, tres si entrase entre los dos primeros, pero aquí habría que ver el tema de las mínimas.

 

Si compitieran Javier Fernández y Javier Raya, Fernández debería, al menos, quedar entre los 12 primeros y Raya ser finalista. Si Raya no pasara del programa corto, sería más dificil, mantener las dos plazas y obligaria a Fernández  estar en los diez. Y aquí es donde viene el quid de la cuestión. A lo largo de la temporada, el de Colmenar ha sido bastante inconsistente en sus programas cortos y, al bajar la ISU las mínimas, se ha dado entrada a patinadores de nivel medio que han aumentado significativamente el nivel de competencia y, por ende, complicado sus opciones. Los técnicos de Javier Raya y la Federación entienden que no hay las garantías suficientes de que éste pase a la final y, la opción más sencilla y también la más económica (que en tiempos de crisis es importante), es jugarlo todo a la baza de Fernández. La posible presión extra que este último podría sufrir quedaría ponderada por el hecho de que, al ser Campeón de Europa, al menos se le debería exigir un TOP-10.

 

Por otro lado, lo cierto es que Javier Raya sufre molestias en el coxis que, de hecho no le van a permitir presentarse este fin de semana al test para la medalla oro en Valdemoro como estaba previsto. Sin embargo, no son lo suficientemente relevantes para impedirle competir en la Challenge Cup, que se disputará la semana que viene en La Haya. Prueba en la que, por cierto, es baja Sonia Lafuente.

 

 

Las implicaciones de esta decisión

 

Desde que se anunciara esta posibilidad, mucho se ha especulado y, en ciertos foros, se ha comentado que la decisión no es respetuosa con el trabajo de Javier Raya o que le impide su consolidación internacional. Lo cierto es que, como el propio patinador nos reconocía, es una decisión que se toma en aras de un bien mayor que son los Juegos Olímpicos, que se hacen una vez cada cuatro años y que son el máximo objetivo de los deportistas y de las federaciones olímpicas. Y es que mundiales hay todos los años.

 

Ahora que ya es un hecho, sólo queda esperar a que Javier Fernández se clasifique dentro de los diez mejores. En caso de que lo consiguiera, Javier Raya tendría que actualizar su mínima de programa corto, pues es del año pasado y no es válida para los Juegos. Si Fernández lograra oro o plata en el mundial, nuestro país tendría tres plazas para Sochi, con lo que Montoya o Bustamante tendrían que lograr las mínimas técnicas para optar a ese tercer sitio.

16/02/2013

Escriba su opinión

* campos obligatorios (la dirección e-mail no se publicará)

Autor*

E-mail*

URL

Comentarios*

Código*