Barquero & Maestu, cuando el talento se encuentra con la experiencia

Tras causar una magnífica impresión en el preolímpico, la nueva pareja española apunta a top-10 europeo

 

Madrid, 09 de octubre de 2017 – A finales del pasado año, Aritz Maestu, el patinador más veterano de la Selección Española de Patinaje Artístico Sobre Hielo (27 años), se encontraba inmerso en una encrucijada. El dúo que formaba con Marcelina Lech se había disuelto. Una pareja más (y, ya era la tercera, tras Alexandra Rodríguez y Veronika Grigoreva) con la que, a pesar del esfuerzo, cambios de residencia y entrenadores, los resultados y el nivel de elementos no acompañaba. Una situación frustrante para este incansable trabajador del hielo y uno de los miembros más queridos del combinado nacional, que se debatía en la diatriba de retirarse o intentar formar una nueva pareja, la cuarta.

A pocas semanas del inicio del campeonato nacional disputado en Viella, era un secreto a voces. Maestu parecía haber encontrado la patinadora perfecta y, además, española. Se hablaba de un acoplamiento sorprendentemente rápido tras una prueba en Italia. “No lo comuniquéis hasta enero”, nos solicitaban desde el entorno de la chica misteriosa. Y así se hizo. El día cuatro de ese mes y, de acuerdo con ambas partes, HIELO ESPAÑOL daba la noticia: Laura Barquero formaría pareja con Aritz Maestu. Sobre el papel, parecía la solución ideal.

Considerada como uno de los mayores talentos jóvenes de nuestro país, la campeona de España júnior, Laura Barquero (15 años) tenía innegables condiciones. Formada en un club no tan conocido por el gran público (el Sport Hielo de Madrid) a las órdenes de Marta Senra y Ainhoa Gimeno, poseía las características físicas, técnicas y psicológicas idóneas para competir al más alto nivel en parejas, modalidad que ya había probado anteriormente con Miguel Taranco. No sólo dominaba saltos importantes y hacía brillantes piruetas, sino que era de naturaleza intrépida y, lo más importante de todo, quería con todas sus fuerzas hacer carrera del patinaje. Su talento se antojaba el contrapunto perfecto para la experiencia de Aritz Maestu, que se había volcado en esta disciplina desde 2011 y contaba con la templanza y el bagaje técnico esenciales para quien debía ser el sustento en la tierra dentro del sueño de volar sobre el hielo que implican las parejas.

 

El traslado a Bérgamo

La nueva pareja entrenaría en la pista Ice Lab (Bérgamo, Italia) dentro del equipo de Bárbara Luoni, Franca Bianconi y Rosanna Murante, responsables de algunos de los mejores dúos italianos como Valentina Marchei & Ondrej Hotarek. Ahora tocaba solucionar la logística. Laura sería acompañada por parte de su familia y podría continuar con sus estudios gracias al programa de deportistas de élite del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte. Además de seguir formarse académicamente (algo  siempre esencial) tendría doble tarea en el hielo, pues estaba decidida a compaginar las disciplinas de parejas e individual.

En enero de este año comenzaban los entrenamientos de cuyos progresos éramos puntualmente informados a través de las redes sociales, especialmente de Laura. Un elevado, después un doble axel, pues parece que la cosa pinta bien… Pero la mejoría era exponencial, triple salchow tanto paralelo como lanzado, levantamientos cada vez más complicados, hasta llegar al punto de aterrizar triple flip lanzado (un elemento de extrema complejidad) y un triple split de considerable altura y niveles ¿Son capaces de hacer todo esto en apenas unos meses trabajando juntos? Seguramente sí, pero introducir ese contenido en un programa, será otra historia. Los entrenamientos no son la competición, se afirmaba en algunos círculos del patinaje patrio. Por el contrario, desde Italia, llegaban informes muy esperanzadores. Son realmente buenos, decían fuentes muy fiables.

¿Cuándo competirán? Era la pregunta. Para verles en una prueba habría que aguardar un tiempo ya que, la Unión Internacional de Patinaje (ISU), exigía que para tomar parte en categoría sénior la integrante femenina cumpla, al menos, 16 años en la temporada en curso. Se debía esperar, pues, al inicio de la temporada 2017-18. No quedaría mucho tiempo para preparar el Nebelhorn Trophy, el preolímpico de los juegos de PyeongChang 2018, que se celebraría a finales de septiembre en Oberstdorf (Alemania)  ¿sería posible ir a las Olimpiadas?

Por el momento, los técnicos de la Federación Española de Deportes de Hielo (FEDH) les dieron su apoyo para ser inscritos pues, a pesar de haber otra pareja sénior en liza (Dorota Broda & Pedro Betegón), el nivel de Barquero & Maestu era superior y, aunque la clasificación para los juegos se antojaba casi imposible (había que terminar entre los cuatro mejores), con ellos se tendría alguna posibilidad más.

 

Su debut en el Lombardía Trophy

El debut oficial de Laura Barquero y Aritz Maestu se produce, exactamente, el 14 de septiembre en el Lombardía Trophy. Una prueba que además, muy convenientemente, se celebraba en su pista. El objetivo era probar los programas antes del preolímpico e intentar acreditar las mínimas europeas y mundiales. Dicho y hecho.

En el corto ya dejaban una gran sensación. A pesar de no cerrar a triple el salchow paralelo, ejecutaban con gran calidad el resto de sus elementos, destacando el triple split twist y el triple salchow lanzado para lograr 49,44 puntos (mínima europea y mundial). En largo, sobregiraban el triple salchow pararelo, pero otra vez cumplían con todo lo demás. En este ejercicio aterrizaban un combinado de doble axel + medio bucle + doble salchow y un doble flip, elemento que llegado el caso podría ser triple. Su puntuación (90,80), de nuevo, representaba mínima europea y mundial. Su debut se saldó con un séptimo puesto y la consecución de los registros necesarios para el campeonato del mundo, algo que ninguna otra pareja española había logrado hasta entonces.

 

El Preolímpico

Dos semanas después viajan a Alemania. Nada más empezar la prueba llega una buena noticia. No serán cuatro, sino cinco las plazas olímpicas que allí se repartirán, pues la federación francesa anuncia que no usará la segunda que le correspondía por su resultado en el mundial. En Oberstdorf competirían un total de 16 parejas de las cuales 11 pugnarían por los codiciados 5 billetes para los juegos. Era difícil pero no imposible.

En el programa corto se les atraviesa la recepción del split twist, pero clavan el  triple salchow en su versión paralela y lanzada, lo que les lleva a mejorar un poco su marca con 49,78 puntos. Decimotercer puesto, octavo de cara a la ronda olímpica. Tras sólo nueve meses de preparación, al día siguiente, se enfrentan al programa que decidirá si acuden o no a PyeongChang. Su coreografía de ‘Romeo y Julieta’ del compositor Abel Korzeniowski arranca con un buen triple salchow paralelo, pero como el día anterior, el twist les causa problemas. Parece que este revés no les afecta en absoluto, pues bordan sendos lanzados, triple flip y triple salchow con además con difíciles entradas y sacan adelante la secuencia del doble axel. Pequeñas imprecisiones, pero gran dificultad. El público aplaude y ellos se abrazan. Evidencian un potencial enorme. La nota (95,32) supone marca personal y terminar octavos del preolímpico. 25 puntos y tres puestos les dejan fuera del sueño casi imposible. A quien lo ha dado todo, no se le puede pedir más.

"Sabíamos que era un reto muy complicado, pero estamos muy contentos con el resultado. Poco a poco vamos trabajando y mejorando", declaraba Aritz Maestu a Hielo Español. Por su parte, Laura Barquero agradecía "el apoyo de todos". Sin duda, ese día, ambos nos dieron una lección dentro y fuera del hielo.

 

Y el futuro…

Sólo han pasado unos días y ellos continúan trabajando con la misma ilusión. Por de pronto esta semana les veremos junto a Dorota Broda & Pedro Betegón, una pareja también de excelente nivel (ojo también a ellos porque darán que hablar), en la Copa de Niza (Francia). Ambos dúos se volverán a enfrentar en el nacional que se disputará del 15 al 17 de diciembre en Jaca y donde se decidirá el representante español para el europeo y el mundial. Barquero & Maestu parecen superiores tanto que, si hacemos cálculos, podrían terminar en el top-10 del campeonato de Europa que tendrá lugar en Moscú (Rusia) en el mes de enero. De conseguirse, veríamos a nuestros dos equipos en Minsk 2019.

 

¿Y el futuro? Pues el futuro es todo suyo.

 

FOTO: Laura Barquero & Aritz Maestu en el preolímpico. Imagen de Irene Villalón para Hielo Español.

Galería de imágenes

10/10/2017
  • Laura

    Para los que llevamos años siguiendo el patinaje, disfrutando cada vez que Marta Senra, Marta Andrade o Jon García lograban mejorar sus marcas, es una gozada ver cómo tenemos representantes en las cuatro categorías.
    Poco a poco las cosas van mejorando y, aunque queda mucho trabajo, muchas ayudas y más inversión, podemos decir que estos chicos han hecho historia.

    09/10/2017 21:03

Escriba su opinión

* campos obligatorios (la dirección e-mail no se publicará)

Autor*

E-mail*

URL

Comentarios*

Código*